A Random Image

El Club Balonmano Villa de Aranda viaja este fin de semana hasta Pontevedra para enfrentarse el sábado, a las 20:00 h en el Pabellón Municipal de Deportes, al Cisne Colegio Los Sauces. El entrenador del equipo, Carlos Colmenero, ofreció ayer una rueda de prensa en las oficinas de Inmoba Aranda, para dar detalles de todo lo que acontece en torno a este partido.

El rival

El Club Cisne Colegio Los Sauces llega al choque tras empatar en casa del líder, el BM. Alcobendas. Para Carlos “destaca por tener claro la identidad de lo que quiere como club”. En una ciudad donde el equipo principal es el Teucro, que milita en la Liga ASOBAL, Club Cisne ha encontrado su sitio gracias a la cantera, a la que el técnico arandino calificó de “extraordinaria”. Pese a su trayectoria irregular en la competición liguera, en la que empezó ganando los tres primeros partidos y siguió con cinco derrotas consecutivas, parece que va encontrando la estabilidad. Colmenero sabe que no debe fiarse del rival y advirtió que “Cisne tiene sus elementos y está jugando bien en casa” y que cuenta “con un equipo joven, que lucha y que no tienen presiones de ningún tipo en lo que supone estar en División de Honor Plata”.

El partido

Tras la derrota de la pasada jornada contra Sinfín, Carlos Colmenero dejó claro que “hay que hacer un partido un poco mejor de lo que lo hicimos el otro día y sabiendo que hay dificultades siempre que juegas fuera de casa”. Y aprovechó para mandar un mensaje a la plantilla, y es que “no podemos ganar porque nos llamemos Villa de Aranda y salgamos con la camiseta amarilla”. Prevé que el equipo gallego salga con gran intensidad a la pista y que trate de imponer un ritmo alto durante todo el encuentro, así que para el entrenador arandino es vital “saber atemperar esas acometidas”, ya que “debemos llevar el peso del partido, sino vamos a sufrir”.

El partido será televisado por TVG2 a partir de las 19:50 h.

El equipo

Para llevarse la victoria, el Villa de Aranda deberá emplearse a fondo en la cancha pontevedresa. Colmenero está convencido de haber dejado atrás la derrota en casa de la pasada semana, ya que “no se concibe que un equipo como el Villa de Aranda no se recupere pronto de estas heridas duras”. Están totalmente concentrados para este partido y, para el entrenador, aún sabiendo todo lo que les queda por delante, “tenemos que ir a por la victoria contra Cisne” y para ello tendrán que hacer un buen partido, a pesar de que los jugadores “son conscientes de eso y la presión también la tienen”.

Para este partido, a la baja para toda la temporada de André Amorim, se une la de Nemanja Bojicic que sufre un fuerte esguince en el tobillo, producido por un pisiotón a un compañero durante el entrenamiento del pasado miércoles.

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.